Estimado/a lector/a: si usted está acostumbrado al cine yanqui, pochoclero, lleno de clichés y escenas previsibles, le aconsejamos salir de su zona de confort y reservar su butaca en su cine de preferencia. Se estrenó Parasite en nuestras salas, una película con posibilidades de llevarse la estatuilla del Oscar a la Mejor Película, y vaya si se lo merece. El film surcoreano, dirigida por Bong Joon-Ho, nos mete de lleno en la aventurosa vida de una familia humilde compuesta por padre, madre y dos hermanos astutos que consiguen trabajo para una familia adinerada, y donde dos realidades socioeconómicas completamente opuestas se mezclan, con la sumatoria de una serie de conflictos que hacen de la película una obra maestra digna de recomendar.

Una película que nos enseña que la moral, o las buenas o malas acciones, no son producto de la condición económica de nadie. A su vez, Parasite navega entre la comedia y el drama, entre la introspección y momentos de explosión emocional, entre la abundancia y una vida de privaciones. Bong Joon-Ho compone una película con una trama impecable, pendiente incluso de detalles que uno puede apreciar post visualización (para eso, quienes la vieron, recomiendo ver 50 curiosidades de Parásito en YouTube).

Así que no dude. Vaya a ver Parasite, y celebremos que se dé espacio al cine oriental, lo que nos permite disfrutar más de lo mejor del séptimo arte de otros países que también nos ofrecen grandes producciones, que le hacen competencia a las películas provenientes de la gran industria cinematográfica.

Título original: Parasite 
Clasificación: Apta para mayores de 13 años 
Actor: Song Kang Ho, Lee Sun Kyun, Cho Yeo Jeong, Choi Woo Shik, Park So Dam, Lee Jung Eun, Chang Hyae Jin 
Dirección: Bong Joon Ho 
Guión: Bong Joon Ho, Han Jin Won 
Fotografía: Hong Kyung Pyo 
Música: Jung Jae Il 
Montaje: Yang Jinmo 
Producción: Kwak Sin Ae, Moon Yang Kwon